Violeta Celis: que sorpresas tiene uno

11 octubre, 2010
Hoy por la mañana reflexionaba en las curiosas coincidencias que me hicieron llegar a escuchar a Violeta Celis, museografa y crítica de arte que colabora en la estación de Reactor, 105.7 de F.M.

Todo empezó el triste día que los locutores del programa que escuchaba por la mañana anunciaron que era su último día: aunque la programación musical de su estación no me complacía, me hacían reír (situación que es necesaria en una ciudad como esta, sobre todo cuando viajas diariamente hora y media para ir al trabajo)

Así que, huérfana de estación de radio, comencé a buscar en el cuadrante, sin demasiada esperanza.

Caí en Reactor, una pequeña estación de radio publica que tiene pésima recepción en más de una zona de la ciudad, pero cuyos locutores son mucho más agradables que pasarse los noticiarios en seco...

Y los lunes tienen como invitada a Violeta Celis.

Ustedes a lo mejor no lo sabían, porque a veces me privo de todo y me alejo de las exposiciones, pero me emociona y entusiasma mucho el arte: sobre todo el arte abstracto.

Violeta Celis, quien fue Jefa del Departamento de Educación del Museo Tamayo de Arte Contemporáneo.

Después, al intentar buscar más información de ella (porque en sus intervenciones radiales siempre me ha parecido muy atinada y justa) encontré que también colaboró con el famoso Moon Raider, líder de la Gran Nación Efímera , prueba indiscutible además de que el destino trabaja de maneras muy misteriosas.

Mientras me mordía los labios recriminándome que no he podido ir a galerías, museos ni nada que se le parezca a últimas fechas, uno de mis amigos me comenzó a preguntar por artistas abstractos (¡Si, todo en el mismo día!)

Entonces tuve la ocasión de recomendarle a Kandinsky y Lilia Carrillo, de quien ya hablé en este blog. 

Y ya, sintiéndome muy muy, me prometí que ahora si iré a alguna exposición...

Pero quizá espere a ver que recomienda Violeta el próximo lunes. 

Están invitados a escucharla, pasa aproximadamente a las 9, mientras transcurre "El fin del mundo" (así se llama el programa, no se asusten).

En una de esas hasta se animan a ir a la exposición conmigo... o nos encontramos por allí. Así son las sorpresas que tiene uno. 

D. 

2 comentarios:

médico del alma dijo...

Quizá haya q asimilar q el interés y el compromiso d los políticos termina en la punta de su nariz. Hace mucho que ya no cuento con ellos. Si quiero un cambio tendré que empezar por mí mismo.

Y por cierto, yo también he dejado de leer los periódicos (al menos la nota roja), miss D.

un beso

Darina Silverstone dijo...

Médico:

Gracias por pasar a opinar, estuvo raro que se publicara su comentario en otra entrada, pero se le agradece la visita.

D.