Darina con alas

Chignahuapan: virgenes, esferas y garzas

10 febrero, 2011
El fin de semana visité tres ciudades en el estado de Puebla; como me parece que en ocasiones anteriores ya les he contado de la ciudad de Puebla y la ciudad de Cholula, les contaré un poco de la menos conocida Chignahuapan.

Ubicada al norte de la ciudad de Puebla, para llegar a Chignahuapan se atravieza todo el estado de Tlaxcala.

Está situada a cerca de tres horas de la ciudad de México y aproximadamente a dos horas de la capital del estado.

Las veces que había escuchado de Chignahuapan fue siempre en relación con la producción de artesanías, específicamente los talleres de vidrio soplado donde se realizan gran cantidad de las famosas esferas navideñas.

Sin embargo, al llegar al poblado es posible percatarse de que el turismo es también un tema importante, pues en la población hay aguas termales y uno puede disfrutar de una cómoda estancia deliciosamente remojado.

Además del atractivo de los balnearios en Chignahuapan hay varias iglesias interesantes: la del centro está dedicada al Apostol Santiago y tiene una fachada barroca, que recuerda a la de Tonanzintla; por dentro hay varias imágenes del santo, aunque el altar central tiene una virgen.

En otra iglesia del pueblo hay una enorme escultura que representa a la Inmaculada Concepción, la figura mide más de 14 metros y tan sólo la cabeza de la misma mide más de 1.50 (eso se demuestra con facilidad en una de las fotos de mi viaje, en donde estoy de pie junto a una replica de yeso y la cabeza es más alta que yo)

La imagen de la virgen es realmente hermosa y su representación evoca a una Venus; las volutas de entre las que sale pueden ser recorridas por el expectador, pues hay una escalerilla para rodear de cerca la escultura, siempre y cuando no se vaya de visita en horario de la homilía.

Además de estas dos iglesias, que se encuentran en el centro del pueblo, el visitante puede caminar hasta la iglesia de "El Calvario", mejor conocida como "La iglesia del Honguito" donde se guarda con aprecio un pequeño hongo de tierra que tiene la imagen de un cristo.

Nosotros llegamos a la iglesia del honguito mientras un coro de niños ensayaba y la música llenaba el recinto. Fue un momento realmente hermoso.

De camino a la iglesia de "El Calvario" los visitantes verán de manera irremediable la laguna de Chignahuapan, lugar apasible donde viven patos y garzas.

En este lugar puede uno sentarse a ver pasar la vida con particular tranquilidad.

Si tienen ocasión visiten Chignahuapan es un lugar agradable; les invito a visitarlo.

D.

0 comentarios: