Ligera

31 marzo, 2011
Esta semana me he quitado varios "pesos" de encima.

El primero fueron efectivamente varios "pesos", porque presenté mi primera declaración anual de impuestos. En otras palabras, ya soy una niña grande... Y más pobre.

Pero además de eso, me sentí bien de cumplir con mis responsabilidades ciudadanas. Después de leer tanto sobre la importancia del pago de impuestos.

Y algo más, que me hizo sentir ligera, es aclarar un largo malentendido que me había tenido escribiendo escenarios posibles, improbables y tortuosos.

Ahora, libre de esos laberintos, de cargas fiscales, de demonios del pasado, sólo me queda disfrutar al máximo el fin de semana.

D.

2 comentarios:

Alejandra M. Fimbres dijo...

Te faltó mencionar que también pagaste una apuesta :/
jeje...

Pero demonios del pasado fuera y a disfrutar el fin de semana!!!!

Darina Silverstone dijo...

No!

Esa deuda no estará saldada hasta que Fernando tenga sus películas...

Pero fue un gustazo conocerte, a ti y a Pablo.

D.