Darina con alas

Golosinas

12 marzo, 2012
El fin de semana fui a una boda. Justo de "El primo de una amiga". Me gustó que el hermano de mi amiga me invitó a bailar varias veces, que la cena estuvo rica...

Pero lo mejor fue la mesa de Golosinas.

Siempre me han gustado las cosas dulces, mi mamá dice que para hacer que comiera verduras solía darme una cucharada de papilla dulce (platano, pera y otras frutas) y otra de verduras.

Hasta la fecha, la única fruta que no me gusta es la papaya, pero en general disfruto mucho de la azúcar.

He leído que no es muy buena la azúcar refinada, pero es un placer culposo ponerle al menos 3 cucharadas a mi café o té...

No he encontrado dulces o chocolates que no me gusten; así que esa mesa de dulces no tenía oportunidad.

Lo bonito de la mesa de dulces es que parecía sacar el lado infantil de todos los presentes y definitivamente nos hizo viajar a un lugar en nuestra infancia que estaba algo dormido.

No hay nada como empezar una fiesta con ánimo alegre, jueguetón y festivo. Y nada como las golosinas para despertarlo.

D.

0 comentarios: