Darina con alas

Envidia de Vian

29 julio, 2012
Mi biblioteca necesita ser re ordenada.

Mi closet escupe prendas con desagrado, como si ya nada le pareciera, como si todo me quedara grande, pequeño, amplio, untado.

Como si las estaciones del año se hubieran vuelto locas y ya nada me acomodara y ningún sombrero fuera del tamaño de mi cabeza y ningún zapato de mi número.

A veces quiero renunciar a todos mis trabajos (a mis tres trabajos, haciendo el recuento) y tomarme un mes (¿o un año? ¿para cuanto dará el presupuesto?) sabático.

Cada que me paro por mi blog y veo que Vian escribe me da una envidia bárbara, por la constancia de su prosa, por la agudeza de su estilo y recuerdo las palabras de Raúl, que me decía que había que escribir YA!

Porque no nos hacemos más jóvenes y el lenguaje ya no es el mismo objeto brillante con el que unos se entretenía antes.

Yo suelo detenerme a mirar el reflejo del cielo en los charcos y me pregunto por esa realidad tan distorsionada que intenta uno plasmar en una hoja; tan lejano de la simpleza con la que parece reflejar el agua las cosas.

Me gustaría dedicarle más tiempo a escribir, pero realmente escribir me consume tanto que no puedo dedicarle tiempo a escribir de lo que me gusta. Y paso tanto tiempo leyendo... que igualmente poco tiempo le dedico a la lectura.

Contradicciones del ser humano...

Y envidia, tan propia del ser humano.

D.

2 comentarios:

Vian dijo...

no envidie y mójese la cara con agua fresca y escriba, si es que es lo que debe hacer.
yo mientras lo averiguo hago eso, aunque cada vez siento que cuesta más y sale menos.
y hasta que hay menos para qué.
ahora debo hacer una prueba para mis alumnos y luego dormir un par de horitas, si alcanzo.
hoy justamente fue uno de esos días en que no doy más, pero luego uno aguanta otro poquito y hasta descubro que me envidian.
ya ves como funciona esto. o como fingimos que funciona.
tal vez y un día hasta le sirva, un poquito, a alguien.

Darina Silverstone dijo...

A mi me sirve.

Por lo menos.

Mientras subía una nota "De últimomomentodesesasquenosenospuedenescaparosinomoririamosynuestroplanetaseacabaríaoporlomenosnuestrarazacomolosdinosaurios" pensaba en que la noche es cada vez más corta...

Y los por qués, para qués, cuándos, cómos, dóndes, más difíciles de responder.

Pero si, mañana sonará el reloj temprano como siempre y seguiré su consejo.

Buena semana!