Darina con alas

Telarañas

18 septiembre, 2014
Había una vez una telaraña que no quería romperse nunca. El objetivo de la telaraña era ser feliz para siempre y pasearse por años y años en todos los marcos de las puertas, de las ventanas, detrás de los muebles...

La telaraña quería conquistar el mundo, por desgracia, el mundo era un lugar peligroso y amenazante, lleno de horribles escobas y malvados niños que amenazaba la vida de la inocente telaraña (era megalómana, pero aún así bastante inocente). De allí que una niña buscara alojar a la telaraña en su cuarto, con la finalidad de protegerla de esas malvadas escobas.

P. D. Siempre que abro el sitio de http://writtenkitten.net/ termino por escribir historias cortas como esta.

¿Ya la probaron alguna vez? Les dan una foto de gatito, perrito o conejito por cada 100 palabras.

1 comentarios:

Espaciolandesa dijo...

Yo escribí una pero no recuerdo si la publiqué... como sea, era la historia de por qué estaba escribiendo la historia :P